Garantía de futuro para los tiburones en el Golfo de México

Estados Unidos, Cuba y México se unen para salvar especies de tiburones en peligro de extinción

Traten de imaginar un mundo sin tiburones. Han existido por más de 400 millones de años, pero ese antiguo linaje no les garantiza un futuro. En la actualidad, un estimado de 73 millones de tiburones es aniquilado por año principalmente por sus aletas, valoradas en cientos de dólares por libra en el mercado asiático. Estamos exterminando a los tiburones mucho más rápido de lo que se reproducen.

“Muchas especies conocidas de tiburones se hallan en peligro de extinción”, plantea el Dr. Douglas Rader, oceanólogo principal de EDF. “El 99% de las poblaciones de tiburones ha sido diezmado en las aguas jurisdiccionales de los Estados Unidos, en el Atlántico y en el Golfo de México, incluyendo el tiburón tigre y el cabeza de martillo.

En busca de soluciones, EDF trabaja en conjunto con el Laboratorio Marino Mote de Sarasota, Florida, institución líder en estudios de tiburones, con el objetivo de unir a los Estados Unidos, Cuba y México en un programa de cooperación internacional para rescatar las poblaciones de tiburones en el Golfo de México. Este será el primer programa de su tipo en todo el mundo.

Los tiburones desempeñan un papel fundamental en los ecosistemas marinos. Por ejemplo, como sus poblaciones han disminuido en la costa atlántica de los Estados Unidos, las rayas, de las cuales ellos se alimentan, se han multiplicado. Las rayas, que a su vez se alimentan de ostiones, han arrasado las poblaciones del canestrello americano (especie de ostión), devastando de esta forma una pesquería centenaria. De manera similar, la pesca excesiva de tiburones en el Caribe ha conllevado a que la población de meros haya aumentado. El mero se alimenta del pez loro, un herbívoro que neutraliza el crecimiento desmesurado de las algas, que de lo contrario afectaría el desarrollo de las colonias coralinas.

Con las poblaciones de pez loro en descenso, las algas están asfixiando los corales. Los ecosistemas que sostienen poblaciones saludables de tiburones parecen ser más resistentes ante los efectos del cambio climático.

No existe una solución fácil para esta crisis. Por una parte, muchos tiburones son especies migratorias, como el atún y el pez espada. Por otra parte, los tiburones son una fuente de alimentación e ingresos para muchas naciones pobres. Por tanto, en caso de existir prohibiciones de pesca, son frecuentemente violadas.

“El enfoque tri-nacional que estamos valorando con Mote podría ser la única forma de controlar la pesca indiscriminada en el área,” plantea Pam Baker, asesora principal de EDF sobre política oceánica para el Golfo.

Entre las posibles soluciones que se han analizado, se encuentran las cuotas de captura. EDF ha empleado los programas de cuotas de captura exitosamente en los Estados Unidos y México, donde se les asigna a los pescadores un porciento de la captura total permitida por especie, eliminando así la pesca excesiva.

La necesidad de tomar medidas para proteger a los tiburones se ha tornado incluso más apremiante a partir del desastre de la BP. “Las zonas de cría y reproducción expuestas a mayor riesgo se localizan en aguas relativamente poco profundas del oriente y sur del Golfo.” destaca Rader.

Los desafíos son grandes. Aunque EDF ha logrado relaciones duraderas y confiables con funcionarios y organizaciones de base en los Estados Unidos, Cuba y México, cada país tiene sus propias prioridades económicas y de conservación. A pesar de los retos, estamos convencidos de que es posible llegar a un acuerdo.

Dentro de poco, estudiantes de la Universidad de La Habana comenzarán a censar las poblaciones de tiburones de Cuba. En el transcurso de este año, esperamos obtener el apoyo formal de los tres gobiernos para el proyecto, seguido por un primer encuentro del grupo de trabajo tri-nacional sobre tiburones.

Estos son los primeros pasos para garantizar el futuro de los tiburones en el Golfo de México. Nuestro objetivo es tener el programa listo y puesto en marcha para el 2014.